lunes, 8 de octubre de 2007

Fosfolípidos

¡Buenos días, clase! ;p Hoy vamos a conocer a unos pequeñajos que trastean por las membranas de nuestras células: los lípidos, y en concreto, los fosfolípidos.
¿Hay alguien con problemas de corazón en la sala? Lo que vereés hoy no es para estómagos sensibles, quiza os horrorice. Tal vez os cueste creer que unas moléculas tan inquietas componen casi por completo la membrana de vuestras células. Pero ciertamente, asi es... Comencemos.

Como podéis ver, la membrana no es una sola capa. En realidad está formada por dos capas (monocapas) de lípidos. En concreto, lípidos de tres tipos: fosfolípidos, colesterol (¡¡¡aaaaaaaah!!!
¡¡quitádmelo quitádmelo quitádmelo!!) y glicolípidos.

Esa doble capa se llama bicapa lipídica (de nuevo, los biólogos hacen gala de su originalidad poniendo nombres... en fin). Y lo que hoy veremos seran únicamente a los mas divertidos de ellos: los fosfolípidos.
Los inexpertos suelen tener dificultades para ver los fosfolípidos a simple vista, ya que son muy pequeños comparados con las proteínas. Entiendo que es fácil no darse cuenta de donde están. En la imagen de abajo se indica algo más claramente su ubicación ;p

Los fosfolípidos son moléculas. Y podrían ser tan aburridos como cualquier otra molécula, claro. Lo que los hace tan divertidos es que tienen doble personalidad. Sí, como lo oís ^^
Resulta que a su cabecita le gusta el agua, pero a sus dos patas no les hace ninguna gracia mojarse. Como a esto habia que llamarlo de alguna forma, y "guarros" quedaba poco fashion, los biólogos decidieron que la cabeza era hidrofílica (le gusta el agua), y las patitas, hidrofóbicas (no pueden ver el agua ni en pintura). Por eso están en dos capas: daos cuenta de que las células están en un medio acuático, y la única forma que tienen los fosfolípidos de que no les dé el agua en las patas es colocarse como les veis: con las cabezas muy juntas formando una pared de cara al agua, y las patas hacia el lado contrario.
Como al principio estaba el problema de que al otro lado de la pared también había agua, a un fosfolípido especialmente guarro se le ocurrió la genial idea de que si ponían una segunda capa de fosfolípidos al otro lado, también con las patitas hacia adentro, ninguno se mojaría... Y así quedó la cosa, como la veis en las imagenes de arriba: una capa doble, y todos con las patitas hacia adentro.

Con ese sistema hacen las membranas esféricas de las células, uniendo los dos extremos de la doble capa para formar un círculo (porque sería tontería que después de tanto trabajo para colocarse, se les colase el agua por los lados de la capa... Vamos, yo me sentiría imbécil). También pueden colocarse como en la imagen que hay sobre estas lineas, igual pero con una sola capa (estos son los fosfolípidos antisociales inadaptados), y la estructura se llama micelar.

Las dos patitas de los fosfolípidos son dos cadenas de ácidos grasos que se dedican a jugar al Látigo (recordáis ese juego? ^^), no paran de moverse. Una de esas dos cadenas es saturada, y la otra es insaturada. Insaturada quiere decir que tiene un doble enlace en algun punto de la cadena de ácidos grasos. Eso es lo mejor de todo: ese doble enlace hace que el fosfolípido doble la patita y coja una pose pija de mucho cuidado. Vedlo vosotros mismos: Divino de la muerte, ¿verdad? ^^ Pues aparte de quedar glamurosa a más no poder, esa pose hace que los fosfolípidos no estén tan sujetos entre sí como otras moléculas, de forma que pueden moverse casi hacia donde les dé la gana, y por eso la membrana de las células es mas fluida y deformable.
Ya puestos a moverse, hay que hacerlo con estilo. Los fosfolípidos pueden moverse de varias formas:
-Difusión lateral: es lo que hacemos nosotros cuando salimos del metro en hora punta: se mueven empujando a los demás, en la capa en la que estén. Hacia los lados, vamos.
-Flexión: el movimiento más pijo: encogen o/y doblan las patitas, con todo el retintín del mundo.
-Flip-Flop: conste que no me he inventado el nombre, que soy científicamente rigurosa, ¿¿eh?? Este movimiento consiste en saltar de una capa a la otra. Lo hacen taaaaan sumamente despacio, que tuvimos que poner al becario del laboratorio a observarles durante horas y horas hasta que estuvo seguro de que hacían ese movimiento xD Claro que su estado mental al acabar la observación dejaba mucho que desear (de ahí el nombre ridículo que le puso a este movimiento).

Bueno, pues esto es todo por hoy... La única utilidad conocida de los fosfolípidos es formar parte de la membrana, dándole flexibilidad y movilidad, y saltar alegremente por las dos monocapas cual Caperucita por el bosque...
Espero que no se os haya hecho demasiado pesado esta vez ;p... Es que la ciencia hay que tomársela muy en serio xDDDDDDDD

(Ya sabéis que cualquier duda que os quede podéis preguntarla en los comentarios ;D)

5 comentarios:

Joyrider dijo...

Me hiciste recordar mi clase de Biología de la prepa, yo la verdad no entendía nada y acabé en extraordinario, por suerte la pasé.

Es que esto de la biología es bastante complicado, admirable que la domines jejeje. Saludos.

Madhatter dijo...

EN de vé, en de vé.
Yo opto por matricularme, pero nbo voy a gastar convocatorias, ya me examinaré si eso, pero solo si eso.

tenma dijo...

olas! ^^
sugoooi (genial) me rencantoo la .. clase!!!
pro tngo una duda u.u
me icieron una tarea en el cole i me preguntaban x los cuatro movimientos de los fosfolipidos i no se si estaba atenta o no a la lectura de tu "clase" i solo encontre 3:
-difusion lateral
-flexion
-flip-flop
me podrias decir si estoi bn o no?
bueno eso es todo ^^
bye!!! ^^
PD: espero una respuesta rapida xfavor!! ^^U

Alexandra dijo...

goblin es el mejor!!!

que manera mas facil de aprender
este es mi correo si es que se puede pedir suscripciones

jajaja
mui divertido y academico

abva18@gmail.com

goblinoide dijo...

Tenma: siento no haberte contestado antes, pero como ves últimamente paso poco por aquí ^^U intentaré actualizarlo más a menudo...
Bueno, aquí cada profesor tiene su teoría,es posible que se refieran a la Rotación alrededor del eje longitudinal: además de las tres formas que he dicho, hay quienes sostienen que los fosfolípidos también pueden rotar sobre sí mismos en el mismo sitio en el que estén. Seguro que si lo pones así en en trabajo te lo ponen bien ^^

Alexandra: vaya, cuánto piropo, me voy a poner colorada ^^ Me alegro de que te haya gustado... Como le digo a Tenma, intentaré actualizar más a menudo en adelante.

Un abrazo, y gracias por comentar ^^